Mg. Dante Tolosa

Publicado por desarrollo_adm en

  • Licenciado en Psicología, otorgado por la Universidad Nacional de Córdoba.
  • Especialista en Psicoterapia Individual y Grupal – Universidad de Maimónides. Acreditación Coneau 586/14 y 567/14
  • Especialista en Psicoterapia Cognitiva. Universidad de Mar del Plata. Acreditación de la CONEAU: Resolución 80/2015
  • Magister Interdisciplinario de TCA, TP y TE de la Universidad de Valencia.
  • Miembro fundador de la Red Federal Argentina de Asociaciones de Terapeutas Cognitivo – conductuales.
  • Especialidad Clínica otorgada por el Colegio de Psicólogos de Tucumán 015
  • Miembro activo de The Academy Eating Disorder
  • Miembro de la Comisión Directiva de la Red Federal Argentina de Terapeutas Cognitivos Conductuales.
  • Doctorando de la Facultad de psicología, Universidad Nacional de Mar del Plata.
  • Director del programa de formación permanente en Acompañamiento Terapéutico. Universidad Nacional de Santiago del Estero.
  • Director de la diplomatura en Técnicas y Estrategias de modificación de conducta. Modelo integrado para terapeutas y acompañantes terapéuticos.
  • Director de la Diplomatura en Tratamientos Basados en la evidencia para los trastornos mentales graves e intervención cotidiana.
  • Co-director del Master “Máster Internacional En Neuropsicología Clínica, Modificación De Conducta Infantojuvenil Y Neuropsicopedagogía”

 

MODELO COGNITIVO INTEGRATIVO APLICADO AL At

Tolosa (2015) considera que el AT se enmarca en una perspectiva integrativa porque se concibe que el abordaje terapéutico debe estar basado en principios generales, donde la organización de los diseños de intervención no se ajusta a un cuerpo teórico hermético, sino que se sostienen en hipótesis que atienden al conjunto de variables genéricas que componen la demanda y que pueden adaptarse de forma particular a cada paciente (Fernández Álvarez, 2003).

 

Desde este modelo cognitivo-integrativo, se entiende que la relación que se establece entre el AT y el paciente se configura en el marco del empirismo colaborativo, que supone un vínculo que ambos integrantes consolidan como parte de un equipo que trabaja en forma conjunta en la búsqueda del cambio planificado (Beck, J., 2005). Los componentes de este empirismo se expresan en actitudes de igualdad, de trabajo en equipo, de reparto de la responsabilidad para el cambio, de consideración positiva incondicional y de ausencia de juicios de valor (Beck, 2010)

Categorías: disertantes